Medicamentos

AZIPHAR - Laboratorio Alpharma

Laboratorio Alpharma Medicamento / Fármaco AZIPHAR

Forma farmacéutica y formulación: Tabletas. Cada tableta contiene: Aazitromicina dihidratada equivalente a 500 mg de azitromicina. Excipiente cbp 1 tableta.

Indicaciones terapéuticas: AZIPHAR®es eficaz en el tratamiento de las infecciones causadas por Staphylococcus aureus, Streptococcus agalactiae, Streptococcus pneumoniae, Streptococcus pyogenes, Chlamydia pneumoniae, Haemophilus influenzae, Moraxella catarrhalis, Mycoplasma pneumoniae, Chlamydia trachomatis, Haemophilus ducreyi, Mycoplasma hominis, Neisseria gonorrhoeae, Legionella pneumophila.AZIPHAR®está indicado en el tratamiento de infecciones de vías respiratorias altas y bajas como: otitis media, sinusitis bacteriana aguda, faringoamigdalitis, bronquitis y neumonía (atípica y adquirida en la comunidad). AZIPHAR®También esta indicado en el tratamiento de infecciones de trasmisión sexual tanto en hombres como en mujeres, causadas por microorganismos sensibles. AZIPHAR®también es eficaz en el tratamiento de infecciones gastrointestinales como cólera, en infecciones de la piel y tejidos blandos, y en aquellas causadas por organismos susceptibles a la azitromicina.

Farmacocinética y farmacodinamia: Después de su administración oral, la azitromicina se absorbe rápidamente y al ser su forma farmacéutica tabletas en lugar de cápsulas, ésta no se ve disminuida con la presencia de alimentos. Su biodisponibilidad es de 37 a 38%. El tiempo requerido para alcanzar los niveles plasmáticos máximos es de 2 a 3 horas. La azitromicina se distribuye bien hacia los tejidos, en especial en oído medio, amígdalas, secreciones bronquiales, pulmones, ovarios, cérvix, próstata y riñones. Después de una dosis de 500 mg, las concentraciones en tejidos blandos como pulmón, amígdala y próstata sobrepasan las CIM90 para los probables patógenos. Los estudios de farmacocinética han demostrado niveles de azitromicina mucho más elevados en los tejidos que en el plasma (50 veces o más de la concentración máxima observada en el plasma). La azitromicina se concentra en células fagocíticas, donde sus concentraciones exceden a las del plasma entre 10 y 100 veces. La liberación de azitromicina se incrementa con la presencia de las bacterias. La azitromicina es metabolizada en el hígado (35%) dando origen a metabolitos inactivos. La vía de eliminación principal es la biliar, encontrándose más del 50% del fármaco sin cambios, junto con sus metabolitos. Sólo entre el 6% y 15% se elimina en forma activa por la orina. La azitromicina es eliminada lentamente de los tejidos con una vida media de 2 a 4 días, dando origen a una vida media de eliminación aproximada de tres días, permitiendo su administración una sola vez al día y el acortamiento de la duración del tratamiento. La azitromicina ejerce su mecanismo de acción al inhibir la síntesis proteica de las bacterias al unirse en el sitio P de la subunidad ribosomal 50's, evitando así las reacciones de translocación de péptidos. El efecto antimicrobiano de la azitromicina puede ser bactericida o bacteriostático dependiendo de la especie bacteriana sobre la que actúe, del tamaño del inóculo, fase de crecimiento del microorganismo infectante y de la concentración alcanzada en el sitio de la infección. Se ha observado que la azitromicina posee un significativo efecto postantibiótico, en microorganismos sensibles. El promedio de duración es de aproximadamente 3,5 hrs. paraS. pyogenesy S. pneumoniae, 3 hrs. para M. catarrhaliseH. influenzae, y 2 hrs. para Klebsiellasp. La azitromicina ha demostrado actividad contra un amplio espectro de bacterias aeróbicas (grampositivas y negativas) y anaeróbicas incluyendo: Bacterias aeróbicas grampositivas: Corynebacterium diphteriae.Bacterias aeróbicas gramnegativas: Haemophilus parainfluenzae, Acinetobactersp, Yersiniasp, Bordetella pertussis,Bordetella parapertussis, Sighellasp, Pasteurellasp, Vibrio cholerae, Vibrio parahaemolyticusyPlesiomona shigelloides. Bacterias anaeróbicas: Bacteroides fragilis, Bacteroidessp,Clostridium perfringens, Peptococcus sp, Fusobacterium necrophorumy Propionibacterium acnes. Microorganismos de enfermedades trasmitidas sexualmente: la azitromicina también ha mostrado buena actividad contra Treponema pallidum yHaemophilus ducreyi.

Contraindicaciones: El uso de AZIPHAR®está contraindicado en pacientes con antecedentes de reacciones alérgicas a la azitromicina o a cualquiera de los antibióticos macrólidos.

Precauciones generales: La azitromicina al igual que otros macrólidos deberá usarse con precaución en pacientes que presenten prolongación del intervalo QT y arritmias. No se necesita ajustar la dosis en pacientes con insuficiencia renal leve (depuración de creatinina mayor a 40 ml/min). No existen datos respecto al uso de azitromicina en pacientes con daño renal más severo, por lo que su empleo debe hacerse con precaución en pacientes con una filtración glomerular menor a 1 ml/min. Al eliminarse principalmente por vía biliar deberá de usarse con precaución en pacientes que manifiesten alteraciones en la función hepática. En pacientes con insuficiencia hepática leve (clase A) o moderada (clase B), no hay evidencia de cambios en la farmacocinética de la azitromicina en suero, cuando se compara con lo observado en pacientes cuya función hepática es normal. En pacientes a los que se les administra derivados ergotamínicos, se ha precipitado ergotismo al administrarse simultáneamente con algunos antibióticos macrólidos. No se dispone de información relativa a la posibilidad de interacciones entre ergotamínicos y azitromicina. Sin embargo, debido a la posibilidad teórica de ergotísmo no se deberán administrar simultáneamente. Como ocurre con cualquier otro antibiótico, se debe vigilar la aparición de signos de superinfección con organismos no susceptibles incluyendo hongos. No existen evidencias de que la azitromicina puede afectar la capacidad para manejar vehículos de motor u operar maquinaria.

Restricciones de uso durante el embarazo y la lactancia: Los estudios de reproducción animal han demostrado que la azitromicina atraviesa la barrera placentaria, pero no revelaron evidencia de daño al feto. La azitromicina puede excretarse en la leche materna, pero las cantidades suelen ser poco significativas. No se ha establecido la seguridad para su uso durante el embarazo y la lactancia (Categoría B de FDA). Sólo deberá utilizarse la azitromicina en la mujer embarazada o lactando cuando no existan alternativas adecuadas disponibles.

Reacciones secundarias y adversas: AZIPHAR®es bien tolerado con una baja frecuencia de efectos colaterales. La mayoría de los efectos secundarios observados fueron leves o moderados. Un total de 0,3% de los pacientes tuvieron que discontinuar el tratamiento debido a efectos secundarios. La mayoría de éstos fueron de origen gastrointestinal, observándose ocasionalmente: diarrea y heces blandas, malestar abdominal (dolor/cólicos), náusea, vómito y flatulencia (ninguno en más de 3%). En estudios de investigación donde se utilizaron dosis elevadas de azitromicina durante un tiempo prolongado, se observó deterioro reversible de la audición en algunos pacientes. Ocasionalmente se han observado elevaciones reversibles de las transaminasas hepáticas con una frecuencia similar a otros macrólidos y penicilinas utilizados en los estudios clínicos comparativos. En raras ocasiones se han observado casos de ictericia colestásica. En los estudios clínicos ocasionalmente se han observado episodios transitorios de neutropenia leve, aunque no se ha establecido una relación causal con azitromicina. Se han presentado reacciones alérgicas que incluyen: "rash", fotosensibilidad, angioedema y anafilaxia (rara vez serias). Se han reportado palpitaciones y dolor precordial con una frecuencia menor al 1%. En algunos pacientes (1,3%) han sido reportadas alteraciones del SNC que incluyen: vértigo, mareo, somnolencia, nerviosismo, agitación, cefalea e insomnio.

Interacciones medicamentosas y de otro género: Teofilina:no hay evidencia de interacción farmacocinética cuando se administran en forma conjunta azitromicina y teofilina a voluntarios sanos. Warfarina:en un estudio de interacción farmacocinética, la azitromicina no modificó el efecto anticoagulante de una dosis única de 15 mg de warfarina, cuando se administró a voluntarios sanos. La azitromicina y la warfarina pueden administrase conjuntamente, pero la vigilancia del tiempo de protrombina debe continuarse en la forma habitual. Carbamacepina: en un estudio de integración farmacocinética en voluntarios sanos, no se ha observado efecto significativo en los niveles plasmáticos de carbamacepina o su metabólito activo en pacientes que recibían azitromicina en forma concomitante. Ergotamínicos:la posibilidad teórica de ergotísmo contraindica el uso concomitante de la azitromicina con los derivados ergotamínicos (ver Precauciones generales). Ciclosporina:en ausencia de datos concluyentes de estudios farmacocinéticos o clínicos relativos al potencial de interacción entre azitromicina y ciclosporina, debe tenerse precaución antes de la administración conjunta de estos medicamentos. Sí es necesaria la coadministración, deberán vigilarse los niveles de ciclosporina y ajustarse la dosis de acuerdo a las necesidades. Digoxina:se ha informado que algunos antibióticos macrólidos alteran el metabolismo microbiano de la digoxina en el intestino de ciertos pacientes. Debe tenerse en mente la posibilidad de que la digoxina alcance concentraciones elevadas en pacientes que reciben azitromicina, un antibiótico azálido relacionado con los macrólidos y digoxina. Antiácidos:en un estudio de farmacocinética que investigó los efectos de la administración simultánea de antiácidos con azitromicina, no se observó ningún efecto sobre la disponibilidad como tal, aunque la concentración sérica máxima se redujo hasta en un 30%. Aquellos pacientes que reciban tanto azitromicina como antiácidos, no deberán tomar estos medicamentos en forma simultánea. Cimetidina:en estudios de farmacocinética se investigó los efectos de una dosis única de cimetidina administrada 2 horas antes que la azitromicina, no se observó ninguna alteración en la farmacocinética de esta última. Metilprednisolona:en un estudio de farmacocinética llevado a cabo en voluntarios sanos, la azitromicina no tuvo efectos significativos en la farmacocinética de la metilprednisolona. Zidovudina:en un estudio preliminar acerca de la tolerancia y farmacocinética de azitromicina en pacientes VIH positivos tratados con zidovudina, los pacientes recibieron 1g de azitromicina en forma semanal durante cinco semanas. No se encontró ningún efecto estadísticamente significativo en los parámetros de la farmacocinética de la zidovudina y su metabolito glucorónico. La única diferencia estadísticamente significativa en la cinética de la azitromicina fue reducción en el tiempo requerido para alcanzar la concentración máxima, cuando se compararon los niveles del primero y último día. Terfenadina:la azitromicina no afectó la farmacocinética de la terfenadina, cuando se administró a la dosis recomendada de 60 mg cada 12 horas. La adición de azitromicina no produjo cambios significativos en la repolarización cardíaca (segmento QTC) cuando éste se midió durante el estado estable de terfenadina. La azitromicina como otros macrólidos puede producir interacciones con otros fármacos por reducir su metabolismo hepático por enzimas P-450.

Alteraciones en los resultados de pruebas de laboratorio: A la fecha no se conocen interferencias en los exámenes de laboratorio inducidos por azitromicina.

Precauciones en relación con efectos de carcinogénesis, mutagénesis, teratogénesis y sobre la fertilidad: No se han llevado a cabo estudios en animales a largo plazo para evaluar el potencial de carcinogénesis. La azitromicina no ha mostrado potencial mutagénico en las pruebas de laboratorio habituales, prueba de linfoma en el ratón, prueba clastogénica en linfocitos humanos y prueba clastogénica en médula ósea del ratón.

Dosis y vía de administración: Oral. AZIPHAR®debe administrarse como única dosis diaria. El tiempo de tratamiento según el grado de infección se da a continuación: adultos (incluyendo ancianos). En infecciones del tracto respiratorio la dosis es 1 tableta de 500 mg al día, durante tres días. En infecciones de trasmisión sexual la dosis es 2 tabletas de 500 mg como dosis única (se recomienda la misma dosis para la pareja sexual). En infecciones gastrointestinales como cólera la dosis es 2 tabletas de 500 mg como dosis única.

Manifestaciones y manejo de la sobredosificación o ingesta accidental: No existen datos en relación a sobredosis. Están indicados el lavado gástrico y medidas generales de soporte.

Presentación(es): Caja con 4 y 3 tabletas de 500 mg.

Recomendaciones sobre almacenamiento: Consérvese a temperatura ambiente a no más de 30° C. y en lugar seco.

Leyendas de protección: Literatura exclusiva para médicos. Su venta requiere receta médica. No se deje al alcance de los niños. No se administre en el embarazo y la lactancia.

Nombre y domicilio del laboratorio: Laboratorios Alpharma, S.A. de C.V. Boulevard Pípila No. 1, Esq Av del Conscripto Col. Manuel Avila Camacho, Deleg Miguel Hidalgo C.P, 11610, México, D.F.

Número de registro del medicamento: 360M2002 SSA IV.

Clave de IPPA: JEAR-06330022140044/RM2006

Medicamentos relacionados

Este es un listado de algunos de los medicamentos, fármacos relacionados con AZIPHAR .

2