Medicamentos

SIMPONI - Laboratorio Janssen-cilag

Laboratorio Janssen-cilag Medicamento / Fármaco SIMPONI

Forma farmacéutica y formulación: Solución. Cada pluma precargada contiene: Golimumab 50 mg Vehículo cbp 0.5 ml. La solución es de clara a ligeramente opaca, incolora a amarillo claro. Golimumab es un anticuerpo monoclonal IgG1 K humano producido por una línea celular híbrida murina con tecnología de ADN recombinante.

Indicaciones terapéuticas: Golimumab es un anticuerpo monoclonal humano que forma complejos estables de alta afinidad tanto con las formas solubles como con las transmembranales bioactivas, del factor de necrosis tumoral humane (TNF), evitando la unión del TNF a sus receptores. La expresión elevada del TNF ha sido ligada a enfermedades inflamatorias crónicas tales como artritis reumatoide (AR), así como espondiloartropatias tales como artritis psoriásica (PsA) y espondilitis anquilosante (AS), y es un mediador importante de la inflamación articular y daño estructural que son característicos de estas enfermedades. Artritis Reumatoide (RA): Simponi®, en combinación con MTX, está indicado para: El tratamiento de artritis reumatoide activa en pacientes adultos cuando la respuesta a la terapia DMARD incluyendo MTX ha sido inadecuada. El tratamiento de la artritis reumatoide en pacientes adultos no tratados previamente con MTX. Simponi®tambien ha mostrado que mejora la funcion fisica y la calidad de vida relacionada con la salud. Simponi®puede ser usado en pacientes previamente tratados con uno o más inhibidores del TNF. Artritis Psoriásica (PsA): Simponi®solo o en combinación con MTX, está indicado para: El tratamiento de la artritis psoriásica en pacientes adultos en los que la respuesta a terapia previa con DMARD ha sido inadecuada. Simponi®también ha mostrado que mejora la función física y la calidad de vida relacionada con la salud. Espondilitis Anquilosante (AS): Simponi®está indicado para: El tratamiento de la espondilitis anquilosante activa en pacientes adultos en los que la respuesta a la terapia convencional ha sido inadecuada. Simponi®tambien ha mostrado que mejora la función física y la calidad de vida relacionada con la salud. Eficacia clínica:Artritis reumatoide: La eficacia y la seguridad de Simponi®se evaluaron en tres estudios multicéntricos, asignados al azar, doble ciego, controlados con placebo en más de 1,500 pacientes ≥ 18 años de edad con AR activa de moderada a severa, diagnosticada de acuerdo con los criterios del Colegio Americano de Reumatologia (ACR) por al menos 3 meses previos a la selección. Los pacientes tuvieron al menos 4 articulaciones inflamadas y 4 articulaciones dolorosas. Simponi®se administró subcutaneamente en dosis de 50 mg o 100 mg, con o sin MTX, cada 4 semanas. Los datos de eficacia controlados con placebo se recolectaron y analizaron hasta la semana 24. GO-FORWARD evaluó 444 pacientes que tenían AR activa a pesar de una dosis estable de al menos 15 mg/semana de MTX y quienes no habían sido tratados previamente con un agente anti-TNF. Los pacientes se asignaron aleatoriamente para recibir placebo + MTX (n=133), Simponi®50 mg + MTX (n=89), Simponi®100 mg + MTX (n=89) o Simponi®100 mg en monoterapia + placebo (n=133). GO-AFTER evaluó 445 pacientes que fueron tratados previamente con uno o mas de los agentes anti-TNF adalimumab, etanercept, o infliximab. Los pacientes se asignaron al azar para recibir placebo (n=150), Simponi®50 mg (n=147), o Simponi®100 mg (n=148). A los pacientes se les permitió continuar con la terapia concomitante de fármaco anti-reumático modificador de la enfermedad (DMARD)con MTX, sulfasalazina y/o hidroxicloroquina durante el estudio. La discontinuación de las terapias anti-TNF previas pudo haber sido por varias razones, como la falta de eficacia (58%), intolerancia (17%) y/u otras razones diferentes a las de seguridad o eficacia (40%). GO-BEFORE evaluó 637 pacientes con AR activa que fueron tratados por primera vez con MTX y no habían sido tratados previamente con un agente anti-TNF. Los pacientes se asignaron al azar para recibir placebo + MTX (n = 160), Simponi®50 mg + MTX (n = 159), Simponi®100 mg + MTX (n = 159) o Simponi®100 mg en monoterapia + placebo (n = 159). Para los pacientes que recibieron MTX activo, el MTX se administró a una dosis de 10 mg/semana comenzando en la semana 0 y se incrementó a 20 mg/semana en la semana 8. Un objetivo secundario en GO-FORWARD y el objetivo primario en GOAFTER fue el porcentaje de pacientes que alcanzaron una respuesta ACR 20 en la semana 14. Otro objetivo secundario en GOFORWARD fue la mejoría desde la basal en la puntuación del Cuestionario de Evaluación de la Salud (HAQ) en la semana 24. El objetivo primario para GO-BEFORE fue el porcentaje de pacientes que alcanzaron respuesta ACR 50 en la semana 24. Además del objetivo(s) primario(s), se realizaron evaluaciones adicionas del impacto del tratamiento con Simponi®sobre los signos y síntomas de la artritis, la función física y la calidad de vida relacionada con la salud. Los resultados clave para la dosis de 50 mg se muestran a continuación en las tablas 1, 2 Y 3. En general, no se observaron diferencias significativas en términos de eficacia entre los regímenes de dosificación de Simponi®50 mg y 100 mg. Signos y síntomas:En todos los estudios de AR Fase 3, un porcentaje mayor de pacientes tratados con Simponi®alcanzaron respuestas ACR y Puntuación: de Actividad de la Enfermedad 28 (DAS28) en la semanas 14 y 24 frente a los grupos control. Las respuestas se observaron en la primera evaluación (semana 4) despues de la administracion inicial de Simponi®y se mantuvieron hasta la semana 24. Tabla 1. Resultados clave de eficacia de GO-FORWARD, GO-AFTER y GO BEFORE

Los resultados de los componentes de los criterios de respuesta ACR se muestran en la Tabla 2.

En estos estudios, Simponi®demostró una mejoría clínica y estadísticamente significativa en HAQ frente al control desde la basal hasta la semana 24 (vea la tabla 3).

En GO-FORWARD y GO-AFTER, las mejorías estadísticamente significativas se observaron en la productividad auto-reportada y en la fatiga medida por evaluación funcional de la escala de fatiga de la terapia de la enfermedad crónica (FACIT-F). Artritis psoriásica: La seguridad y eficacia de Simponi®se evaluaron en un estudio multicéntrico, aleatorizado, doble ciego, controlado con placebo (GO-REVEAL) en 405 pacientes adultos con PsA activa (≥ 3 articulaciones hinchadas y ≥ 3 articulaciones sensibles) a pesar de la terapia antiinflamatoria no esteroidea (NSAID) o DMARD. Los pacientes en ese estudio tuvieron un diagnóstico de PsA de al menos 6 meses con una lesión en piel calificada como psoriásica de al menos 2 cm de diametro. Los pacientes con cada subtipo de artritis psoriásica se enrolaron, incluyendo artritis poliarticular sin nódulos reumatoides (43%), artritis periférica simétrica (30%) artritis de la articulación intrafalángica distal (DIP) (15%), espondilitis con artritis periférica (11%) y artritis mutilante (1%). El tratamiento previo con un agente anti-TNF no se permitió. Simponi®se administró subcutáneamente en dosis de 50 o 100 mg, con o sin MTX, cada 4 semanas. Los pacientes se asignaron aleatoriamente al placebo (n=113), Simponi®50 mg (n=146), y Simponi®100 mg (n=146). El objetivo primario fue el porcentaje de pacientes que alcanzaron una respuesta ACR 20 en la semana 14. Los datos de eficacia controlados con placebo se recolectaron y analizaron hasta la semana 24. Los resultados clave para la dosis de 50 mg se muestran a continuación, en la tabla 4. En general, no se observaron diferencias clínicamente significativas en términos de eficacia entre los regímenes de dosificación de Simponi®50 mg y 100 mg.

Se observaron mejorías en las medidas clave de actividad de la enfermedad en la primer evaluacion (Semana 4) después de la administración inicial de Simponi®y se mantuvieron hasta la semana 24. Se observaron respuestas ACR 20 semejantes en la semana 14 en pacientes con diferentes subtipos de PsA incluyendo artritis poliarticular sin nódulos reumatoides, artritis periférica asimétrica, artritis DIP y espondilitis con artritis periférica. El número de pacientes con artritis mutilante también fue muy bajo para permitir una evaluación significativa. Las respuestas observadas en los grupos de tratamiento con Simponi®fueron similares en los pacientes que recibieron y en los que no recibieron MTX concomitantemente. Las mejorías en los parámetros de las características de la actividad periférica de la artritis psoriasica (es decir, el numero de articulaciones hinchadas, numero de articulaciones con dolor/sensibles, dactilitis y entesitis) se vieron en los pacientes tratados con Simponi®. De manera similar, los pacientes tratados con Simponi®también mostraron una mejoría significativa en la psoriasis de piel y uñas evaluado por el Índice de Severidad y Área Psoriásica (PASI), el cambio en porcentaje desde la basal en el índice de Severidad de la Psoriasis en Uñas (NAPSI) y la mejoría de la uña en la Evaluación Global del Médico (PGA). El tratamiento con Simponi®dio como resultado una mejoría significativa en la función física evaluada por HAQ, así como también mejorías significativas en la calidad de vida relacionada con la salud medida por las puntuaciones resumidas del componente físico y mental de la SF-36. La productividad autorreportada fue mejorada significativamente y el tiempo perdido de trabajo de los pacientes fue significativamente reducido. Espondilitis anquilosante: La seguridad y eficacia de Simponi®se evaluaron en un estudio multicéntrico, aleatorizado, doble ciego, controlado con placebo (GO-RAISE) en 356 pacientes adultos con espondilitis anquilosante activa (definida como una puntuación del Índice de Actividad de la Enfermedad Espondilitis Anquilosante de Bath (BASDAI) ≥4 y una escala análoga visual (VAS) para dolor lumbar total en una escala ≥4, en una escala de 0 a 10 cm). Los pacientes que se enrolaron en este estudio tuvieron síntomas de la enfermedad activa a pesar de la terapia NSAID o DMARD previa o actual y no habian sido tratados previamente con terapia anti-TNF. Los pacientes con anquilosis completa de la espina se excluyeron de la participacion en el estudio. Simponi®se administro subcutaneamente en dosis de 50 mg o de 100 mg cada 4 semanas. Los pacientes se asignaron al azar a placebo (n=78), Simponi®50 mg (n=138) y Simponi®100 mg (n=140). El objetivo primario fue el porcentaje de pacientes que alcanzaron una mejoría del 20% en los criterios de respuesta de la Evaluación en Espondilitis Anquilosante (ASAS 20) en la semana 14. Los datos de eficacia controlada con placebo se recolectaron y analizaron hasta la semana 24. Los resultados clave para la dosis de 50 mg se muestran en la Tabla 5, de abajo. En general, no se observaron diferencias clínicamente significativas en términos de eficacia entre los regímenes de dosificación de Simponi®50 mg y 100 mg.

Los pacientes tratados con Simponi®alcanzaron una mejoría significativamente mayor en todos los componentes ASAS 20 comparado con el placebo. Se observaron mejorías en las mediciones clave de la actividad de la enfermedad en la primera evaluación (Semana 4) después de la administración inicial de Simponi®y se mantuvieron hasta la semana 24. Se observó eficacia consistente en los pacientes independientemente del estado del antígeno HLA-B27 o de los niveles basales de CRP evaluados por las respuestas ASAS 20 en la semana 14. Un porcentaje mayor de pacientes tratados con Simponi®alcanzaron un nivel bajo de actividad de la enfermedad (definida como un valor < 2 en una escala de 0-10 cm en cada uno de los cuatro parámetros de respuesta ASAS 20) en la semana 14 (23%) comparado con los pacientes tratados con placebo (5%, p < 0.001), y se mantuvo hasta la semana 24. El tratamiento de Simponi®resultó en mejorías significativas en la función física evaluada por los cambios desde la basal en el Índice Funcional de Espondilitis Anquilosante de Bath (BASFI) en las semanas 14 y 24. La mediana de la mejoría en BASFI en la semana 14 fue 1.4 en el grupo de Simponi®50 mg, comparado con el deterioro de 0.1 en grupo placebo (p < 0.001). La mejoría en la función física se mantuvo hasta la semana 24 en los pacientes tratados con SIMPONR. La calidad de vida relacionada con la salud medida por la puntuación del componente físico de la SF-36 también mejoró significativamente en las semanas 14 y 24. También se observaron mejorías significativas en el sueño (medido por el Cuestionario de Evaluación de Sueño de Jenkins) y la productividad autorreportada. Inmunogenicidad: Los anticuerpos al golimumab, prácticamente todos neutralizados in vitro, se detectaron en 4.3% (57/1322) de los pacientes tratados con Simponi®a lo largo de los estudios Fase 3 de AR, PsA y AS hasta la semana 24, y se mostraron porcentajes semejantes a través de las indicaciones reumatológicas. El tratamiento con MTX concomitante resultó en una proporción más baja de pacientes con anticuerpos al golimumab que los pacientes que recibieron Simponi®sin MTX (aproximadamente 2% [14/719] frente a17% [43/603], respectivamente). El pequeño número de pacientes positivos para anticuerpos al golimumab limitó la capacidad de presentar conclusiones definitivas respecto a la relación entre los anticuerpos al golimumab y la eficacia clínica o las medidas de seguridad. Ya que los análisis de inmunogenicidad son específicos del producto y el ensayo, la comparación de porcentajes de anticuerpos con los de otros productos no es apropiada.

Farmacocinética y farmacodinamia: Propiedades farmacodinámicas:El enlace del TNF humano por el golimumab mostró que neutraliza la expresión en la superficie de las células inducida por el TNF de la adhesión de las moléculas de E-selectina, la molécula de adhesión a célula vascular (VCAM)-1 y la molécula de adhesión intercelular (ICAM)-1 por células endoteliales humanas. La secreción inducida por el TNF de la Interleucina (IL)- 6, IL-8 y el factor estimulante de la colonia de macrófago de granulocito (GMCSF) por las células endoteliales humanas. también fue inhibida por el Golimumab. In vivo, el tratamiento con Golimumab produjo un retardo estadísticamente significativo en el comienzo de los síntomas clínicos comparado con ratones no tratados, así como también una reducción significante en la patología de la articulación. Simponi®fue efectivo para modular los marcadores selectivos de inflamación y el metabolismo del hueso a través de las indicaciones. Mejora en los niveles de proteina C-reactiva (CRP) se observaron con respecto a los grupos placebo y el tratamiento con Simponi®resultó en reducciones significativas desde la basal en los niveles en suero de IL-6, ICAM-1, matriz de metaloproteinasa-3 (MMP-3) y factor de crecimiento endotelial vascular (VEGF) comparado con el tratamiento control. Además, los niveles de TNFa se redujeron en pacientes con RA y AS y los niveles de IL-8 se redujeron en los pacientes con PsA. Estos cambios se observaron en la primera

evaluación (semana 4) después de la administración inicial de Simponi®y generalmente se sostuvieron hasta las semanas 14 y/o 24. Simponi®con o sin Metotrexato (MTX) dando lugar a cambios significativos en los niveles en suero de los marcadores seleccionados del metabolismo de hueso [incrementos en ostecalcina y procolágeno tipo propéptidos I N-Terminal (PINP) y disminuciones en los niveles de desoxipiridinolina (DPD)] en la semana 4. Todos estos cambios en los biomarcadores son consistentes con una mejoría en el proceso de la enfermedad con inflamacion reducida, crecimiento del hueso incrementado y resorción de hueso disminuida. Propiedades farmacocinéticas:Posterior a la administración subcutánea (SC) de Simponi®a sujetos sanos o pacientes con RA, la mediana del tiempo para alcanzar las concentraciones máximas en suero (Tmax) osciló de 2 a 6 días. Una inyección SC de 50 mg de golimumab a sujetos sanos produjo una concentración en suero máxima (Cmax) promedio} desviacion estandar de 3.1 ± 1.4 mg/ml. El golimumab exhibió una farmacocinética proporcional a la dosis en pacientes con RA sobre el rango de dosis de 0.1 a 10.0 mg/kg seguido de una dosis intravenosa única (IV). Seguido a una administración intravenosa sobre el mismo rango de dosis en pacientes con RA, el promedio del aclaramiento sistémico de golimumab se estimó de 4.9 a 6.7 ml/día/kg, y el volumen medio de distribución fluctuó de 58 a 126 ml/kg, lo cual indica que el golimumab se distribuyó primariamente en el sistema circulatorio con distribución extravascular limitada. Los valores medios de la vida media terminal se estimaron en 12 ± 3 días en sujetos sanos y en pacientes con RA, PsA o AS. Después de una inyección subcutánea (SC) única de 100 mg, la absorción de Simponi®fue similar en la parte superior del brazo, el abdomen y el muslo, con una biodisponibilidad absoluta promedio de 51%. Puesto que Simponi®exhibió aproximadamente una PK proporcional a la dosis enseguida de una administración SC, la biodisponibilidad de la dosis de 50 mg de Simponi®se espera que sea similar a la dosis de 100 mg. Cuando se administró Simponi®de 50 mg vía SC a pacientes con RA, PsA o AR cada 4 semanas, las concentraciones en suero alcanzaron el estado de equilibrio en la semana 12. Con el uso concomitante de MTX, el tratamiento SC con Simponi®de 50 mg cada 4 semanas dio lugar a una mediana de concentración en estado de equilibrio de aproximadamente 0.6 mg/ml en pacientes con RA activa a pesar de la terapia con MTX, y aproximadamente 0.5 mg/ml en pacientes con PsA activa y aproximadamente 0.6 mg/ml en pacientes con AS. Los pacientes con RA, PsA o As que no recibieron el usa concomitante de MTX tuvieron aproximadamente un 30% menos de concentraciones en estado de equilibrio más bajas de golimumab que aquellos que recibieron Simponi®con MTX. Los análisis farmacocinéticos de la población en pacientes con RA también indicaron que el uso de MTX podría reducir el aclaramiento aparente de golimumab en.7.1 %. Sin embargo, no se encontró que el uso concomitante de fármacos antiinflamatorios no esteroideos, corticosteroides orales o sulfasalazina influencie el aclaramiento aparente del golimumab. Los análisis de farmacocinética de la población mostraron que hubo una tendencia a un mayor aclaramiento aparente del golimumab con el incremento de peso. Sin embargo, los análisis por subgrupo de cuartiles de peso no demostraron una diferencia significativa en la eficacia clínica entre los diferentes grupos de dosis. Por consiguiente, no hay necesidad de ajustar la dosis de Simponi®basándose en el peso de los pacientes. Los pacientes que desarrollaron anticuerpos anti-golimumab generalmente tuvieron concentraciones en suero en estado de equilibrio del golimumab bajas (ver EFICACIA CLÍNICA. "Inmunogenicidad"). Los estudios de Fase 3 evaluaron la seguridad y eficacia de Simponi®en un régimen de dosificación de cada 4 semanas con una ventana permitida de 3 a 7 días prospectivamente. Los pacientes recibirían un total de 13 dosis a lo largo de 1 año cuando Simponi®es dado cada 4 semanas en lugar de 12 dosis cuando es dado mensualmente. Esto resultó en una diferencia calculada de exposición al golimumab de aproximadamente 8% cuando se administro mensualmente como se recomendó.

Contraindicaciones: Hipersensibilidad a la sustancia activa o a cualquiera de los excipientes.

Precauciones generales: Infecciones. Bacteriana (incluyendo sepsis y neumonía), micobacteriana (tuberculosis), hongos invasivos e infecciones oportunistas, incluyendo fatalidades, se han reportado en pacientes que reciben agentes bloqueadores del TNF, incluyendo Simponi®. Algunas de estas infecciones graves han ocurrido en pacientes con terapia concomitante de inmunosupresores que además de sus enfermedades subyacentes, podría predisponerlos a las infecciones. Para pacientes que han vivido o viajado a regiones en donde las infecciones fúngicas invasivas como: histoplasmosis, coccidioidomicosis o blastomicosis son endémicas, los beneficios y riesgos del tratamiento con Simponi®deben de considerarse cuidadosamente antes de la iniciación o continuación de la terapia con Simponi®. En pacientes con riesgo tratados con Simponi®, se debe sospechar de una infección fúngica invasiva si se desarrolla alguna enfermedad sistémica grave. Las infecciones fúngicas invasivas pueden presentarse como diseminaciones en lugar de una enfermedad localizada y la prueba de antígeno y anticuerpo puede ser negativa en algunos pacientes con la infección activa. Se debe tomar la decisión de administrar terapia antifúngica empírica, de ser posible, en conjunto con un médico con experiencia en el diagnóstico y tratamiento de infecciones fúngicas invasivas; y debe tomarse en el riesgo de una infección por fúngica severa y los riesgos de la terapia antifúngica. Simponi®no debe de darse a pacientes con una infeccion activa clínicamente importante. Se debe tener precauciones cuando se considere el uso de Simponi®en pacientes con una infección crónica o un historial de infección recurrente. Los pacientes deben ser advertidos y evitar la exposición a factores potenciales de riesgo para infección, conforme sea apropiada. Tuberculosis:Los pacientes deben de evaluarse para factores de riesgo de tuberculosis (incluyendo el contacto cercano con una persona con tuberculosis activa) y hacerles pruebas para infección por tuberculosis latente previa al tratamiento con Simponi®: El tratamiento de la infección por tuberculosis latente debe de iniciarse previamente a la terapia con Simponi®. La terapia antituberculosis debe de considerarse antes de la iniciación de Simponi®en pacientes con una historia pasada de tuberculosis latente o activa en quienes no pueda confirmarse un curso de tratamiento adecuado. Las pruebas para tuberculosis latente pueden producir resultados falso negativo, especialmente en pacientes que están inmunocomprometidos o severamente enfermos. Antes de iniciar con Simponi®, debe de considerarse el tratamiento para TB latente en pacientes que tienen factores de riesgo significativos para TB a pesar de pruebas negativas para tuberculosis latente. La decisión de iniciar la terapia anti-tuberculosis en estos pacientes solo debe tomarse de consultar a un médico con experiencia en el tratamiento de tuberculosis y tomando en consideración tanto el riesgo de una infección de tuberculosis latente como los riesgos de la terapia anti-tuberculosis. Los pacientes que reciben Simponi®deben de ser monitoreados cercanamente para signos y síntomas de tuberculosis activa durante y después del tratamiento, incluyendo a los pacientes que fueron negativos para las pruebas de infección de tuberculosis latente. Reactivación del virus de la Hepatitis B:Como se ha observado con el uso de otros fármacos inmunosupresores, el uso de agentes bloqueadores del TNF ha sido asociado con la reactivación del virus de la hepatitis B en pacientes que son portadores crónicos (es decir, antígeno de superficie positivo). Los pacientes deben ser analizados para infección del Virus de Hepatitis B (HBV) antes de iniciar el tratamiento con inmunosupresores, incluyendo Simponi®. Para pacientes cuya prueba sea positiva para el antígeno de superficie de hepatitis B, se recomienda la consulta con un médico con experiencia en el tratamiento de hepatitis. Los portadores crónicos de hepatitis B deben ser evaluados apropiadamente y monitoreados antes del inicio, durante el tratamiento y por varios meses después de la discontinuación de Simponi®. Malignidades:El papel potencial de la terapia bloqueadora del TNF en el desarrollo de malignidades se desconoce. Debe de tenerse precaución cuando se considere la terapia de bloqueadores del TNF en pacientes con una historia de malignidades o cuando se considere la continuidad del tratamiento en pacientes que han desarrollado malignidades. Malignidad pediátrica:Se han reportado casos post-comercialización de malignidades (algunas fatales) entre niños, adolescentes y adultos jóvenes (hasta 22 años de edad) quienes recibieron agentes bloqueadores del TNF (inicio de la terapia ≤ 18 años de edad) para tratar Artritis Idiopática Juvenil (JIA), enfermedad de Crohn u otras condiciones. Aproximadamente la mitad de los reportes fueron por linfomas. Los otros casos representaron una variedad de diferentes malignidades que incluyeron malignidades que no se observan generalmente en niños o adolescentes. La mayoría de los pacientes recibían de forma concomitante inmunosupresores, tales como metotrexato, azatioprina o 6-mercaptopurina. El papel de los bloqueadores del TNF en el desarrollo de malignidades en niños y adolescentes sigue siendo incierto. Linfoma: En las porciones controladas de los estudios clínicos de todos los agentes bloqueadores del TNF incluyendo Simponi®, se han observado más casos de linfoma entre los pacientes que recibieron el tratamiento anti-TNF comparado con los pacientes control. Durante los estudios clinicos de Fase 2 y Fase 3 con Simponi®, la incidencia de linfoma en pacientes tratados con Simponi®fue mayor que lo esperado en la población en general. Los pacientes con artritis reumatoide y otras enfermedades inflamatorias crónicas, particularmente, pacientes con enfermedad altamente activa y/o exposición crónica a terapias con inmunosupresores, puede ser de alto riesgo (hasta varias veces) mayor que en la población en general para el desarrollo de linfoma, aun en ausencia de terapia con bloqueadores del TNF. Leucemia: Se han reportado casos post-comercialización de leucemia crónica y aguda con el uso de bloqueadores del TNF en artritis reumatoide y otras indicaciones. Aun en ausencia de terapia de bloqueo del TNF, los pacientes con artritis reumatoide podrían estar en mayor riesgo (aproximadamente del doble) que la población en general para el desarrollo de leucemia. Otras malignidades diferentes al linfoma: En las porciones controladas de los estudios clínicos de Fase 2 y Fase 3 con Simponi®en RA, PsA y AS, la incidencia de malignidades que no son linfoma (excluyendo el cáncer de piel que no es melanoma) fue similar entre los grupos control y de Simponi®. En un estudio clínico exploratorio evaluando el uso de Simponi®en pacientes con asma persistente severa, se reportaron más malignidades en pacientes tratados con Simponi®comparado con los pacientes control (ver Reacciones Adversas). El significado de estos hallazgos no se conoce. Insuficiencia Cardiaca Congestiva (CHF):Los casos de empeoramiento de insuficiencia cardiaca congestiva (CHF) y nuevos casos de CHF se han reportado con bloqueadores del TNF incluyendo Simponi®. Simponi®no ha sido estudiado en pacientes con CHF. Simponi®debe ser usado con precaución en pacientes con insuficiencia cardiaca. Si se toma la decisión de administrar Simponi®a los pacientes con insuficiencia cardiaca, estos deben ser monitoreados cercanamente durante la terapia y debe descontinuarse Simponi®si aparecen nuevos síntomas de insuficiencia cardiaca o estos empeoran. Eventos neurologicos:El uso de agentes bloqueadores de TNF ha estado asociado con casos de nuevas apariciones o exacerbación de los síntomas clínicos y/o evidencia radiográfica de desórdenes de desmielinización del sistema nervioso central, incluyendo esclerosis múltiple (MS) y desórdenes de desmielinización periférica, incluyendo el síndrome de Guillain-Barre. Quienes prescriben debe tener precaución en considerar el uso de bloqueadores del TNF, incluyendo Simponi®, en pacientes con desórdenes de desmielinización del sistema central o periférico. La discontinuación de Simponi®debe ser considerada si se desarrollan estos desórdenes. Administración concomitante de Simponi®con anakinra:Se observaron infecciones graves en los estudios clínicos con el uso concurrente de anakinra y otros agentes bloqueadores de TNF, etanercept, sin beneficio clinico adicionado. Debido a la naturaleza de los eventos adversos observados con esta terapia de combinación, también pueden resultar toxicidades semejantes de la combinación de anakinra y otros agentes bloqueadores de TNF. Por consiguiente, la combinación de Simponi®y anakinra no está recomendada. Administracion concomitante de Simponi®con abatacept:En estudios clínicos, la administración concomitante de agentes bloqueadores del TNF y abatacept ha sido asociada con un aumento en el riesgo de infecciones, incluyendo infecciones serias, en comparación con agentes bloqueadores del TNF solos, sin incremento en el beneficio clínico. Debido a la naturaleza de los eventos adversos observados con la terapia de combinación de agentes bloqueadores del TNF y abatacept, no se recomienda la combinación de Simponi®y abatacept. Cambio entre Medicamentos Modificadores de la Enfermedad (FARMEs) biológicos. Cuando se cambia de un biologico a otro, debe continuarse el monitoreo del paciente para signos de infección. Reacciones hematológicas: ha habido reportes de pancitopenia, leucopenia, neutropenia y trombocitopenia en pacientes que recibían bloqueadores del TNF, incluyendo Simponi®. Debe tenerse precaución en los pacientes tratados con Simponi®quienes tienen una condición actual o un historial significativo de citopenias. Vacunas:Los pacientes tratados con Simponi®pueden recibir vacunas concomitantes, excepto vacunas vivas. No se tienen datos disponibles sobre la respuesta a la vacunación, riesgos de infección o transmisión de infección con la administración de vacunas vivas a pacientes que reciben Simponi®. En un estudio de Fase 3, los pacientes con artritis psoriásica PsA tratados con Simponi®fueron capaces de establecer una respuesta inmune efectiva a las células B con la vacuna de polisacárido de neumococo. Un numero similar de pacientes con artritis psoriásica que recibieron Simponi®y de pacientes que no recibieron Simponi®tuvieron al menos un incremento de dos veces en los titulos de anticuerpos. Las proporciones de pacientes con respuesta a la vacuna pneumococal fueron menores entre los pacientes tratados con Simponi®y control que recibieron MTX comparado con los pacientes que no recibieron MTX. En general, los datos indican que Simponi®no suprime la respuesta inmune humoral a esta vacuna. Reacciones alergicas: Sensibilidad al Látex La cubierta de la aguja en la jeringa de la pluma precargada está fabricada de una goma natural seca (derivada del látex), la cual puede causar reacciones alérgicas a individuos sensibles al látex. Reacciones de Hipersensibilidad: En la experiencia post-comercialización, se han reportado reacciones de hipersensibilidad sistémica grave (incluyendo reacción anafiláctica) seguidas a la administración de Simponi®. Si ocurre una reacción anafiláctica u otras reacciones alérgicas graves, la administración de Simponi®debe discontinuarse inmediatamente e instituirse la terapia apropiada. Poblaciones especiales: Uso pediátrico No se han realizado estudios especificos de Simponi®en pacientes pediátricos. Uso geriátrico: En estudios de Fase 3 en RA, PsA y AS, no se observaron diferencias generales en AEs, SAEs e infecciones graves en pacientes de 65 años o mayores (N=155) que recibieron Simponi®comparado con los pacientes más jóvenes. Dado que hay una incidencia más alta de infecciones en la población de adultos mayores en general, debe de tenerse precaución en el tratamiento de los adultos mayores. Insuficiencia renal y hepática: No se han realizado estudios específicos de Simponi®en pacientes con falla renal o hepática. Efectos sobre la capacidad para manejar y el uso de maquinas:No se han realizado estudios sobre los efectos en la capacidad de conducir o usar máquinas.

Restricciones de uso durante el embarazo y la lactancia: Embarazo:No hay datos adecuados sobre el uso de Simponi®en mujeres embarazadas. Los estudios en monos no indican directa o indirectamente efectos dañinos con respecto al embarazo, desarrollo embrional/fetal, el parto o el desarrollo postnatal (ver Toxicidad pre-clínica). El uso de Simponi®en mujeres embarazadas no está recomendado; Simponi®solo debe administrarse a una mujer embarazada si es claramente necesario. Las mujeres en edad fértil deben ser advertidas acerca de no embarazarse durante la terapia con Simponi®. Se sabe que los anticuerpos IgG cruzan la placenta durante el embarazo y han sido detectados en el suero de los infantes nacidos de pacientes tratados con estos anticuerpos. Ya que Simponi®es un anticuerpo IgG, los infantes nacidos de pacientes tratados con Simponi®pueden estar en riesgo de infección y se debe aconsejar precaución en la administración de vacunas vivas en estos infantes (ver Precauciones, Vacunas). Lactancia:No se sabe si el golimumab es excretado en la leche materna o absorbido sistémicamente después de la ingestión. Debido a que las inmunoglobulinas son excretadas en la leche humana, debe tomarse la decision de discontinuar la lactancia o discontinuar la terapia con Simponi®durante la lactancia.

Reacciones secundarias y adversas: Los datos de seguridad de los estudios clínicos de Fase 2 y 3 están disponibles para 2,578 pacientes tratados con Simponi®incluyendo 1,600 con RA, 394 con PsA, 353 con AS y 231 con asma persistente severo. Las Reacciones Adversas del Farmaco (ADRs) observadas en los estudios clínicos con Simponi®están resumidas en la Tabla 6. Dentro de las clases de órganos sistémicos, las reacciones adversas del fármaco están listadas debajo de las clasificaciones de frecuencia usando la siguiente convención: Muy comun (≥ 1/10); Comun (≥ 1/100; < 1/10); No comun (≥ 1/1,000; < 1/100); Raro (≥ 1/10,000; < 1/1,000); Muy raro < 1/10,000). Tabla 6. Resumen de ADRs en los estudios clinicos. Experiencia Post-Comercialización: Se han reportado reacciones adversas del Simponi®durante la post-comercialización global. Debido a que estos eventos son reportados voluntariamente por una población de tamaño incierto, no siempre es posible estimar confiablemente su frecuencia o establecer una relación causal para la exposición a Simponi®. Desórdenes del sistema inmune: reacciones de hipersensibilidad sistémica grave (incluyendo reacciones anafilácticas).

Infecciones:(ver Precauciones) Infección del tracto respiratorio superior fue la reacción adversa más común en los estudios combinados de Fase 3 de RA, PsA y AS hasta la Semana 16, ocurriendo en 7.2% de los pacientes tratados con Simponi®(incidencia por paciente-año: 0.26; 95% CI: 0.22; 0.31) comparado con 5.8% de los pacientes control (incidencia por paciente-año: 0.23; 95% CI: 0.17; 0.31). La incidencia por paciente-año (intervalo de confianza al 95%; CI) de las infecciones del tracto respiratorio superior durante 1 año de seguimiento fue de 0.23 eventos (0.21, 0.25) para los pacientes tratados con Simponi®y 0.25 eventos (0.20, 0.31) para los pacientes control. En estudios de Fase 3 controlados hasta la Semana 16 en RA, PsA y AS, se observaron infecciones en 28.3% de los pacientes tratados con Simponi®(incidencia de pacientes por año: 1.28; 95% CI: 1.18, 1.38) comparado con 24.7% de pacientes control (incidencia de pacientes por año: 1.17; 95% CI: 1.02, 1.33). La incidencia por paciente-año (CI al 95%) de infecciones hasta 1 ano de seguimiento fue 1.32 eventos (1.27, 1.38) para pacientes tratados con Simponi®y 1.31 eventos (1.18, 1.44) para pacientes control. La incidencia por paciente por año (CI al 95%) de infecciones graves durante 1 año de seguimiento fue 0.05 eventos (0.0, 0.06) para los pacientes tratados con Simponi®y 0.066 eventos (0.04, 0.09) para pacientes control. Las infecciones graves observadas en los pacientes tratados con Simponi®incluyeron sepsis, neumonía, celulitis, abscesos y tuberculosis. En porciones controladas y no controladas de estudios de Fase 2 RA y de Fase 3 RA, PsA y AS con una media de seguimiento de 1.6 años, se observó una incidencia mayor de TB en el grupo de tratamiento de 100 mg comparado con el grupo de 50 mg. Estos resultados pueden ser confundidos por los diseños de los estudios de Fase 3 y las diferentes duraciones de seguimiento a traves de los grupos de tratamiento. Malignidades:(ver Precauciones). Linfoma: La incidencia de linfoma en los pacientes tratados con Simponi®para RA, PsA y AS durante las porciones controladas de los estudios clínicos en fase 2 y fase 3 fue mayor que el esperado en la población general. En las porciones controladas y no controladas de estos estudios a traves de una mediana de seguimiento de 2.5 años, se observó una incidencia mayor de linfoma en el grupo de tratamiento de 100 mg comparado con el grupo de 50 mg. Estos resultados pueden ser confundidos por el pequeño número de eventos, diseños de estudios de Fase 3 y diferentes duraciones de seguimiento a traves de los grupos de tratamiento. La mayoría de los linfomas ocurrieron en el Estudio 2 de RA, el cual enroló pacientes previamente expuestos a agentes anti-TNF que tuvieron enfermedad de larga duración y una enfermedad refractaria. Malignidades diferentes al linfoma. En las porciones controladas de los estudios clínicos de Fase 2 y Fase 3 de Simponi®en RA, PsA y AS, la incidencia de malignidades que no son linfoma (excluyendo cáncer de piel, que no es melanoma) fue similar entre los grupos de Simponi®y los grupos control. En un estudio clínico exploratorio que involucró pacientes con asma persistente severo, más pacientes tratados con Simponi®reportaron malignidades comparado con los pacientes control. El significado de estos hallazgos en la población con asma es desconocida. El papel potencial de la terapia con bloqueadores de TNF en el desarrollo de malignidades es desconocido. Desórdenes de Desmielinización (ver Precaucione):En las porciones controladas y no controladas de los estudios de Fase 2 de RA y Fase 3 de RA, PsA y AS con una media de seguimiento de 2.6 años,se observó una mayor incidencia de desmielinización en el grupo de tratamiento de 100 mg comparado con el grupo de 50 mg. Estos resultados pueden ser confundidos por el pequeño número de eventos, los diseños de los estudios de Fase 3 y las diferentes duraciones de seguimiento a través de los grupos de tratamiento. Elevación de enzimas hepáticas. En estudios controlados de Fase 3 hasta la semana 16, ligeras elevaciones de ALT ( >1 Y < 3 x ULN) sucedieron en porciones similares de pacientes con Simponi®y pacientes control en estudios de AR y PsA (22.1% a 27.4% de pacientes); en el estudio de AS, más pacientes tratados con Simponi®(25.6%) que pacientes control (3.9%) tuvieron ligeras elevaciones de ALT. A través de 1 año de seguimiento, la incidencia de elevaciones de ALT ligeras fue similar en los pacientes tratados con Simponi®que en los pacientes control en los estudios de AR y PsA. En el estudio de AS, la incidencia de elevaciones de ALT ligeras fue más alta en los pacientes tratados con Simponi®que en los pacientes control. En los estudios de RA y AS hasta la semana 16, las elevaciones de ALT ≥5 x ULN fueron poco comunes y se vieron más en pacientes tratados con Simponi®(0.4% a 0.9%) que en pacientes control (0.0%). Esta tendencia no se observó en la población con PsA. A través de 1 año de seguimiento, la incidencia de elevaciones de ALT ≥5 x ULN fue similar tanto en pacientes control como en tratados con Simponi®en estudios de fase 3 AR, PsA y AS. La mayoría de estas elevaciones fueron asintomáticas. Reacciones en el sitio de inyección:En estudios de Fase 3 controlados hasta la semana 16 en AR, PsA y As, el 5.8% de los pacientes tratados con Simponi®tuvieron reacciones en el sitio de inyección, comparado con 2.2% de pacientes control. La mayoría de las reacciones en el sitio de inyección fueron leves y moderadas y la manifestación más frecuente fue eritema en el sitio de inyección. En estudios de fase 2 y 3 controlados en AR, PsA, AS y asma persistente severo, ningún paciente tratado con Simponi®desarrolló reacciones de anafilaxia. Anticuerpos anti-nucleares (ANA)/anticuerpos anti-doble-hebra ADN (dsDNA):El uso de agentes bloqueadores del TNF han sido asociados con la formación de auto-anticuerpos y raramente, con el desarrollo de un sindrome parecido al lupus. En estudios de Fase 3 en AR, PsA y AS en 1 año de seguimiento, 4.0% de los pacientes tratados con Simponi®y 2.6% de los pacientes control fueron ANA-positivo recientes (en títulos de 1:160 o mayores) comparado con la basal. La frecuencia de anticuerpos anti-dsDNA en 1 ano de seguimiento en pacientes anti-ds DNA negativos en la basal, no fue común.

Interacciones medicamentosas y de otro género: No se han realizado estudios de interacción. Uso concomitante de Simponi®con Anakinra y Abatacept:La combinación de Simponi®y anakinra o abatacept no se recomienda (ver Precauciones generales). Vacunas de virus vivos:Las vacunas de virus vivos no deben administrarse concomitantemente con Simponi®(ver Precauciones generales). Metotrexato:Aunque el uso concomitante de MTX da lugar a concentraciones en estado de equilibrio mas altas de Simponi®en pacientes con AR, PsA, O AS, los datos no sugieren la necesidad de ajustar la dosis de Simponi®o de MTX (ver Farmacología clínica).

Alteraciones en los resultados de pruebas de laboratorio: Véase sección de eventos adversos.

Precauciones en relación con efectos de carcinogénesis, mutagénesis, teratogénesis y sobre la fertilidad: Información no clínica basada en estudios convencionales de seguridad farmacológica, toxicidad de dosis repetida y toxicidad de reproducción; revela que no hay un peligro especial para los humanos. No se han realizado estudios de mutagenicidad, fertilidad en animales ni carcinogénicos a largo plazo con golimumab.

Dosis y vía de administración: El tratamiento con Simponi®debe ser iniciado y supervisado por médicos calificados y experimentados en el diagnóstico y tratamiento de la artritis reumatoide, artritis psoriásica o espondilitis anquilosante. Tras un entrenamiento apropiado en la técnica de inyección SC, el paciente puede autoinyectarse con Simponi®si su médico determina que esto es apropiado, con un seguimiento médico según sea necesario. Artritis Reumatoide Adultos (≥18 años):Se da una inyección subcutánea de Simponi®50 mg una vez al mes, en la misma fecha cada mes. Artritis Psoriasica:Se da una inyección subcutánea de Simponi®50 mg una vez al mes, en la misma fecha cada mes. Espondilitis Anquilosante:Se da una inyección subcutánea de Simponi®50 mg una vez al mes, en la misma fecha cada mes. Pacientes Mayores (≥ 65 años): No se requiere ajustes de la dosificación en los adultos mayores. Pacientes pediátricos ( < 18 años): Simponi®no está recomendado para usarse en niños menores de 18 años debido a la falta de datos sobre eficacia y seguridad. Pacientes con insuficiencia de la función renal y/o hepática: Simponi®no ha sido estudiado en esta población de pacientes. No pueden hacerse recomendaciones de dosificación. Instrucciones de uso y manejo:Las instrucciones detalladas para la administración de Simponi®se proporcionan en el instructivo del producto. Los pacientes deben ser instruidos para que se inyecten toda la cantidad de Simponi®conforme a las instrucciones proporcionadas en el instructivo del producto. A falta de estudios de compatibilidad, este medicamento no debe mezclarse con otros medicamentos. Cualquier producto no utilizado o material de desecho debe ser eliminado conforme a los requerimientos locales.

Manifestaciones y manejo de la sobredosificación o ingesta accidental: Se han administrado dosis únicas de hasta 10 mg/kg durante un estudio clínico, sin toxicidad limitante de dosis. En caso de una sobredosis, se recomienda que el paciente sea monitoreado para cualquier signo o síntoma de efectos adversos y debe instituirse el tratamiento sintomático apropiado inmediatamente.

Presentación(es): Caja con 1 pluma precargada con 50mg/0.5mL. Caja con 3 plumas precargadas con 50mg/0.5mL.

Recomendaciones sobre almacenamiento: Consérvese en refrigeración entre 2° y 8°C. No se congele. No se agite. Mantenga la pluma precargada en la caja de cartón con el fin de protegerla de la luz.

Leyendas de protección: No se deje al alcance de los niños. Literatura exclusiva para médicos. Su venta requiere receta médica. No se administre si la solución no es transparente, si contiene particulas en suspensión o sedimentos. Contiene una goma natural seca (derivada del latex), la cual puede causar reacciones alérgicas. Reporte las sospechas de reacción adversa al cuerpo de [email protected]

Nombre y domicilio del laboratorio: Janssen-Cilag, S.A. de C.V. Carretera Federal Mexico-Puebla Km. 81.5, San Mateo Capultitlán, C.P. 74160, Huejotzingo, Puebla, México

Número de registro del medicamento: 010M2014 SSA IV.

Medicamentos relacionados

Este es un listado de algunos de los medicamentos, fármacos relacionados con SIMPONI .

2